Mobirise

El hijo del maguey 

Xóchitl era una hermosa joven de 16 años, un día su padre dijo que irían a ver al rey tolteca; le llevarían la bebida que ella había inventado con la miel del maguey. Al monarca le agradó tanto el regalo, que le suplicó al padre de la joven que la dejará en su palacio para que les enseñara a las demás mujeres a preparar tan singular bebida.

Cuando Xóchitl estuvo en el palacio, el rey le manifestó su deseo de hacerla su esposa, ella accedió y vivía en un hermoso lugar, rodeada de verdes magueyes, huizaches, garambullos y una variedad de rosales que prestaban al viento su delicioso perfume para aromar aquel huerto.

Pasó el tiempo y de esa unión nació un hijo al que bautizaron con el nombre de “hijo del maguey”. La fiesta del bautizo estuvo llena de grandes manjares preparados con animales de caza de esa región y, por supuesto, de bebida se tomó la que Xóchitl preparaba con el aguamiel y a la que llamaron pulque. 

Mobirise

La Llorona

En Real del Monte, vivía una mujer con sus tres hijitos, les iba muy bien, todos eran muy felices, y la madre los amaba mucho. Un día, en una noche de invierno, se desató una gran lluvia y ocurrió algo terrible.

Aquella noche, el padre borracho y desobligado de esta familia regresó tras muchos años de abandono. La mujer rezaba siempre para que este hombre no regrese nunca más, pero lastimosamente fue lo contrario.

Cuando llegó tiró la puerta de una patada, y gritó por qué no lo habían recibido. Los niños muy espantados, se escondieron y la madre por defender a sus hijos, se enfrentó a su esposo, pero lamentablemente, la mujer fue golpeada y se desmayó por varias horas.

Cuando ella despertó, buscó a sus hijos, pero no los encontró ni a ellos ni a su esposo. La madre siguió su búsqueda muy asustada corrió fuera de la casa bajo la tormenta lloro y grito con un lamento eterno ¡Ay mis hijos! ¡Ay mis hiiijooos! Pasaron días, meses, años, pero nunca los encontró. Un día, tras tanta búsqueda, la madre murió de tristeza, tampoco se supo nada de los niños, y nadie los vio jamás.

Dice los que la han oído que su espíritu aun vaga en las calles del Real de Monte gritando ¡Ay mis hijos! ¡Ay mis hiiijooos! 

Mobirise

El Mercadito de Barreteros

El nombre del mercado Barreteros de Pachuca, proviene de los mineros, de hecho, surgió como una plazuela en la cual se reunían para intercambiar y comprar víveres, acudían principalmente los trabajadores de la mina de Loreto.

A los mineros se les decía Barreteros, debido a las barretas que utilizaban para excavar en las minas. En el aniversario del mercado se hacía un baile popular con música en vivo al que acudía la mayoría y se les daba una tarjeta con el derecho a tres cervezas y una para su esposa o acompañante.

Para evitar problemas de mil amores y celos al baile del mercado debían llevar a su cónyuge ya que no se les permitía el acceso a quienes acudían solos, también se les exigía ropa limpia y de talante por lo que todos iban unos auténticos pachucos en honor a su clásico estilo adquirido a través de los años “mineros y pobres sí, pero con estilo inglés y gachupin”, como sus jefes dueños de las minas

Mobirise

El pan de Muerto

El gusto por la elaboración de un pan especial se remonta a la época de los sacrificios humanos y a la llegada de los españoles a México. Cuentan que era un ritual antes de la conquista que una princesa fuera ofrecida a los dioses, su corazón aun latiendo se introducía en una olla con amaranto y después quien encabezaba el rito mordía el corazón en señal de agradecimiento a un dios.

Los españoles rechazaron ese tipo de sacrificios y elaboraron un pan de trigo en forma de corazón bañado en azúcar pintada de rojo, para simular la sangre de la doncella. Así surgió en santo olor de las panaderías con el pan de muerto, para deleite de todos los mexicanos.

El pan de muerto de Pachuca representa un cráneo y cuatro brazos de huesos llamados canillas, simbolizan las osamentas de nuestros familiares ancestrales y fieles difuntos, que al comernos el delicioso pan también nos comemos sus pecados para lograr la absolución de su alma y puedan descansar en paz, aunque a veces sus pecados son tan graves que traspasarían a nosotros con su condenación.  

Mobirise

El Charro negro 

Un hombre vestido de charro suele cabalgar por los caminos de Pachuca vestido de negro, se acerca a las mujeres solitarias a platicar muy amable, sin embargo, sí por el camino que recorren se encuentra una iglesia, antes de llegar a ella el charro se despide y se va.

Dicen que en cierto punto el charro la invita a subir al caballo, y si acepta el caballo corre y desaparecen, pero si nadie sube el charro continúa su cabalgata por la bella airosa. 

Mobirise

Nalgas de muerto han comido aquí 

Pepito es enviado a la carnicería “El Toro“ a comprar un kilo bistecs de res, en el camino encontró amigos y malcriado como es siempre empezó a jugar volados de apuestas y pierde todo el dinero de la carne, preocupado de la regañada que va a recibir, corre al cementerio y como es muy travieso, decide entrar y quitarle una nalga a un muerto fresco y olvida ahí su teléfono celular.

Vuelve Pepito a casa con la carne del muerto ya muy tarde, pero con el mandado hecho, a la hora de la cena todos felices y Pepito muy tranquilo de su acto, ¡¡¡pero...llega la media noche y el muerto se levanta y siente que le falta una nalga!! El muerto se pone en la misión de recuperarla con la única pista que Pepito dejo en el cementerio...si amigos el teléfono celular.

Sale en busca del ladrón con el teléfono en mano y una campana, y dice lo siguiente: ¡¡dame mi nalga y te doy tu teléfono, Tilin Tilan!! las campanas y con una voz de terror, ya salgo del cementerio, ¡¡dame mi nalga y te doy tu teléfono, tilin, tilan,¡¡ ya voy por la calle,¡¡dame mi nalga y te doy tu teléfono, tilin tilan,¡¡ ya casi llego a tu casa, exclamaba, ¡¡dame mi nalga y te doy tu teléfono, tilin, tilan,¡¡ ya estoy en la puerta de tu casa!!

Aquí uno de los mayores daba el grito y corríamos de la reunión, jajaja, muy buenos tiempos esos, se divertían con nuestra inocencia, así nos asustaban, con esos relatos de terror.

Algunas pachuqueñas aseguran que se oía la voz del cotorro de la casa gritar “nalgas de muerto han comido aquí” jajaja. 

Mobirise

La mujer del alfarero 

Carlos era un humilde pero extraordinario artista en el arte del barro, aunque vivía al día con sus creaciones era feliz, su esposa luisa siempre le apoyaba en los quehaceres diarios , aconteció que un día se acercaron a pedirle permiso para pegar publicidad de un evento que llegaba a la ciudad, él amablemente accedió y a cambio de la actitud del buen hombre le regalaron pases para el estreno de dicho evento... un par de días pasaron y llegó el día, Aunque luisa estaba emocionada, Carlos tenía un pedido muy importante y esto No le permitiría ir, el animando a su esposa le insistió en No perderse la función y acudiera a ella.. Él atravesaría el camino rocoso hasta encaminarla a la luz de la ciudad y regresaría a acabar el pedido, a la hora del término de la función iría por ella .. pasaron pronto 3 horas y Carlos se apuraba con sus creaciones, sin percatarse que era momento de ir por su amada, desde hace una hora antes, el siguió trabajando cuando el sonido del tocar de la puerta interrumpió a Carlos, era la policía que traía la peor de las noticias, su esposa había muerto en manos de un asaltante que al no poderle quitar nada y forcejear con ella había clavado un cuchillo en su pecho... Carlos paso semanas sin trabajar , pero las personas notaban seguían llegando materiales a su Alfarería, fue una noche de gran viento que logró su cometido había creado una copia exacta de su esposa con barro con la cual pretendía traerla a la vida... pero oh sorpresa fue, que el ser que logró despertar NO era su esposa sino algo sin alma que moviéndose lentamente intentó estrangularlo... asustado de lo que había hecho corrió hacia el horno de la alfarería donde abrazo al ser cuya figura era de su esposa y saltó con ella al fuego para ser consumidos... pero no hubo gritos por lo que las personas que pasaban por el camino de piedras no se dieron cuenta, de la alfarería sólo se dice quedaron los carteles de dicho evento pegados, aun mucho tiempo después de que del alfarero sin razón alguna las personas ya no supieran nada...  

Mobirise

La limpia  

Doña Inocencia se ha dedicado a las limpias desde que las personas del pueblo eran pequeñas, sucedió una noche de gran apuración que Don Agustín un visitante del pueblo salió en busca de un doctor pues vómito y fiebre había tenido desde su llegada un día antes a visitar a sus tíos ya grandes de edad, al ver que todo estaba cerrado entro en desesperación, pero justo en los cuartos de la esquina vio que la luz estaba prendida, una ancianita se veía, era doña inocencia que sin titubear le grito; Buen hombre venga aquí, sé que enfermo está... el doctor salió de viaje y en algunos días tardará... el hombre acudió sorprendido y entró a curación con ella, rodeada de cuadros religiosos con varias plantas una limpia le dio, diciendo que a su llegada al pueblo varios espíritus había pescado, unas oraciones y un té bastaron para que le hombre se sintiera como nuevo, agradeció a la mujer y le dejó dinero, a la mañana siguiente sorpresa fue que la misma cantidad de dinero que le dejó había aparecido en su cartera... extrañado de lo sucedido contó a sus tíos que iría de nuevo a ver a Doña inocencia pues temía no haberle dejado el dinero, sus tíos le dijeron que era mejor dejarlo así, doña inocencia no acepaba paga por sus curaciones, solía devolverle el dinero a todos, además muy probablemente no la encontraría en aquellos cuartos pues hacía 2 o 3 años que ella murió. sin decir palabra alguna, el par de ancianos se persignaron y siguieron su desayuno.  

Mobirise

El jinete sin cabeza 

En un pueblo de Pachuca, un jinete acostumbraba a hacer su recorrido por las noches en un caballo muy hermoso, la gente muy extrañada se preguntaba ¿qué hombre tan misterioso, porque sale en las noches a esos recorridos?

En una noche muy oscura y con fuertes relámpagos desapareció del lugar. Pasaron los años y la gente ya se había olvidado de esa persona, y fue en una noche igual a la que desapareció, que se escuchó nuevamente aquella cabalgata. Por la curiosidad muchas personas se asomaron, y vieron un jinete cabalgar por las calles, fue cuando un relámpago cayó y lo iluminó y lo que vieron fue que ese jinete no tenía cabeza. La gente horrorizada se metió a sus casas y no se explicaban lo que habían visto… 

Mobirise

El Callejon del Abanico

La antigua pulquería se llamaba “el cariño” porque las dueñas les daban más que pulque a sus clientes, al tinacal del callejón iban en secreto por las noches los enamorados infelices, porque las cariñosas sabían consolar con mucho amor a su clientela.

Además, se dice elaboraban amuletos y lanzaban sortilegios para encender, conservar y apagar amores.

Un mal día, ocurrió a la media noche en una de tantas riñas de amores que la pulquería termino con muchas balas adentro. El ayuntamiento despejo el callejón para intentar acabar de una vez con tal desorden y abrió una calle donde de inmediato las cariñosas iniciaron un hostal con venta de vino que la gente disimuladamente bautizo como “el abanico” porque continuaron juntándose a beber, bailar y disfrutar seducidos mineros, viajantes y vagabundos que llegaban ahora por cientos al abanico multicolor de bellas cariñosas. 

Dirección

Av. Alamo 700 Colonia el Tezontle
Pachuca Hidalgo

Telefono: 7711744558

Síguenos en nuestras Redes Sociales

Website was started with Mobirise template